Síguenos

¿Qué estás buscando?

Actualidad

Eli Wallach: «Cuando Leone me propuso rodar un ‘spaghetti western’, yo le dije que me sonaba a una pizza hawaiana»

Eli Wallach, en Almería.

Eli Wallach estuvo ayer por Almería. Allí, el V Festival Internacional de Cortometrajes Almería en corto le ha otorgado el Premio-Homenaje ‘Almería, tierra de cine’. Este veterano actor sigue activo y ahora se le puede ver como secundario en cintas televisivas o en episodios de series. Pero aquí, como en otros muchos países donde los ‘spaghettis westerns’ cosecharon legión de seguidores, no se nos olvidará nunca por su papel en El bueno, el feo y el malo. Su personaje, el inolvidable y pícaro Tuco, era el feo, aunque ayer un guasón Wallach aseguró que no le molestaba porque siempre pensó que era «atractivo». Dijo también que volver a Almería 40 años después del rodaje de esta mítica cinta de Leone era «una experiencia muy bonita». Y subrayó el notable cambio que ha experimentado la provincia. «Era un pueblo pequeño, sin hoteles, sin coches, con poca gente, barato y con un clima estupendo, y ahora es una ciudad muy bonita y limpia». Como no podía ser de otra manera, al hacer memoria de buenos recuerdos llevados de su paso por España, habló de cómo cada domingo comía «tapas» y bebía «vino».

Eli Wallach (Tuco), en ‘El bueno, el feo y el malo’.

Habló de la cinta que le traía hasta este homenaje y dijo que nunca imaginó similar repercusión de su trabajo en el filme de Sergio Leone. Del realizador italiano dijo que era «un hombre muy trabajador que amaba mucho su profesión». Y después de que se lo pidiera su mujer Anne Jackson, presente en el homenaje al igual que la viuda de Leone, Carla, contó la anécdota ocurrida cuando el director le sugirió participar en un spaghetti western: «Yo le dije que me sonaba a una pizza hawaiana». De su compañero de reparto y ahora amigo, Clint Eastwood, dijo que «no era un hombre de muchas palabras», aunque durante el rodaje en Almería ya le comentó que le gustaría dirigir películas. «No me extraña que lo haya logrado porque era un actor muy inteligente». Por su parte, Eastwood también quiso contribuir a este homenaje a su amigo Wallach prologando el libro Eli Wallach. Vitalidad y picardía, de Anita Haas, editado por la Diputación almeriense en el marco de este festival de cortos.

La verdad es que aquélla debió ser una etapa muy divertida para Leone y los actores de sus películas. Y personalmente me alegro de que, pasados los años, se regrese a aquel cine, considerado menor por alguno de sus coetáneos, para redinderle ahora un merecido homenaje.

Textos relacionados

Comentarios

Películas | Críticas (A-Z)

Publicidad

La música de ‘elojocritico.net’

Relacionados

BSOs

Haciendo buena su proverbial fama de gruñón, Ennio Morricone deja algunas interesantes opiniones sobre la música de cine en una entrevista que publica este...

Cine

Muchas de sus partituras para los spaghetti western de Leone merecían por sí mismas un Oscar que nunca recibió. Pero, sin duda, la magnífica...

Cine

Esta secuencia, que llevaba tiempo con ganas de incluir en el blog para escribir algunas líneas acerca de ella, fue la que derribó un...

Cine

Tímido, amoral, de educación exquisita, frío hasta la médula y, sobre todo, obsesivamente preocupado por las apariencias. Éstos son los principales rasgos de Thomas...